¿Mujeres, un rico bocado publicitario?

¿Mujeres, un rico bocado publicitario?

Sharing is caring!

Por: Tatiana Brugés Obregón

Cuando se emite un comercial de televisión, por ejemplo de una cerveza, ¿Se imaginan a una chica en bikini, en la playa, al lado de la burbujeante botella?, o solo ¿Mostrará el producto destacando su sabor, calidad y precio?

La pregunta #sinrecato es: ¿Sabes cuál concepto vendería más, o cual sería el más popular entre la audiencia?, cada quien saque sus conclusiones.

En publicidad, en medios audiovisuales o digitales,  la figura femenina es una estrategia ganadora para vender de todo…, cervezas, pinturas, detergentes, alimentos, servicios, en fin… lo que pueda monetizarse y dejar jugosas utilidades.

De acuerdo con la RAE, “un estereotipo consiste en una imagen estructurada y aceptada por la mayoría de las personas como representativa de un determinado colectivo. Esta imagen se forma a partir de una concepción estática sobre las características generalizadas de los miembros de esa comunidad”.

En la promoción de bebidas, según expertos, es clave como gancho una hermosa chica.

La reconocida actriz norteamericana Geena Davis, defensora de la mayor representación de las mujeres en el cine y en la industria del entretenimiento, es la fundadora del Instituto Geena Davis sobre género en los medios, institución que busca mejorar la manera como ellas son vistas en la pantalla gigante.

En el 2014, este instituto hizo el primer estudio mundial sobre personajes femeninos en películas populares, con el apoyo de ONU Mujeres y la Fundación Rockefeller.

El estudio reveló interesantes datos como:

  • El 30,9 por ciento de los personajes, con líneas de diálogo, son mujeres.
  • No hay mujeres protagonistas en películas de acción y aventura.
  • Únicamente, el 23 por ciento de los personajes, con líneas de diálogo, son femeninos.
  • De un total de 1.452 cineastas, el 20,5 por ciento son mujeres y el 79,5 por ciento son hombres. Las mujeres constituyen el 7 por ciento de los directores, el 19,7 por ciento de los guionistas, y el 22,7 por ciento de los productores de la muestra estudiada.

Lo positivo es que en las películas con una directora, o una guionista, hay un número significativo más alto de mujeres en la pantalla, en comparación con las películas dirigidas por hombres.

La doctora Stacy L. Smith, líder de la investigación, y su equipo de trabajo de la Escuela de Comunicación y Periodismo Annenberg de la Universidad del sur de California concluyen: “La sexualización es la norma para los personajes femeninos en todo el mundo: Las jóvenes y las mujeres tienen el doble de posibilidades frente a los jóvenes y a los hombres, de aparecer en ropa sexualmente sugestiva, desnudas parcialmente o totalmente y que el referente sea que son personas atractivas. Las adolescentes de 13 a 20 años tienen la misma probabilidad de aparecer sexualizadas que las jóvenes adultas de 21 a 39 años de edad”.

“Las mujeres aportan a la sociedad algo más que solo su apariencia”, afirma la doctora Smith y expresa: “Estos resultados reflejan que, a nivel mundial, el problema de valorar a las jóvenes y las mujeres va más allá de su representación en las películas. Tenemos un problema como humanidad”.

Los medios de comunicación tienen un gran compromiso con la sociedad. No solo es generar contenidos de valor tanto para hombres y mujeres, sin ninguna distinción; también es no fomentar estereotipos que van en contra de la igualdad.  

Claro que no es solo su responsabilidad, es un trabajo que debe dirigirse a varios frentes: Educación, cultura, leyes, entre otros, para así construir un futuro sin prejuicios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.