El Ministerio de Salud y Protección social junto con el Instituto Nacional de Salud y el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos, recomendaron este lunes 23 diciembre las recomendaciones para evitar comprar alcohol adulterado en estas fiestas decembrinas.

Uno de los puntos principales que recomiendan las autoridades sanitarias es comprar en sitios autorizados, revisar muy bien las etiquetas y estar atentos a síntomas de intoxicación para atenderlos en el menor tiempo posible.

Recomendaciones para evitar consumo de alcohol adulterado

  1. Comprar en lugares reconocidos o adquirir las bebidas alcohólicas en sitios confiables. No comprar licor en ventas ambulantes.
  2. Revisar la botella o empaque verificando que los sellos y bandas de seguridad no hayan sido manipulados y que las estampillas y tapa estén en buen estado.
  3. En caso de que el envase sea de cartón con cubierta interior en aluminio se debe revisar que las pestañas estén bien pegadas.
  4. Verificar que el rotuldo contenga, entre otra información, el registro sanitario (no es válido el registro sanitario en trámite), así como que el lote sea claro, visible y legible. No debe presentar enmendaduras, sobre escrituras o impresiones defectuosas. También debe tener el nombre y ubicación del fabricante y la graduación alcohólica.
  5. Revisar la etiqueta, verificar que sobre ella no existan rótulos superpuestos, con enmiendas o que sean ilegibles. Al pasar el dedo por ella si esta destiñe, se borra, o despega fácilmente, se debe rechazar el licor y denunciar el hecho ante el Invima, las Secretarías departamentales, distritales o municipales de Salud o las autoridades competentes.
  6. Verificar las características externas del envase como la tapa, banda de seguridad, sistema de cierre intacto y la etiqueta.
  7. Las características internas deben ser verificadas en elementos como partículas en suspensión, sedimentos, estado del dosificador o presencia de objetos extraños.
  8. Desconfiar si el licor que va a comprar tiene precio muy inferior al del mercado.
  9. Después de consumir el licor se debe destruir el envase, la tapa y el dosificador.
  10. Si al ingerirlo se presenta sintomatología como visión doble, dolor de cabeza y/o mareo, se debe evitar la automedicación. La recomendación es dirigirse inmediatamente al médico y guardar el resto de licor que se consumió para su posible posterior análisis.
  11. Recordar que está prohibida la venta o consumo de bebidas alcohólicas a menores de edad.
  12. Avisar lo antes posible a las autoridades competentes cualquier hecho irregular en relación con estas alertas.
  13. Sospechar toxicidad con metanol cuando hay intoxicación con solventes como thinner u otros alcoholes desconocidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *