Organizaciones defensoras de los derechos humanos en el sur de Córdoba pidieron a las autoridades la instalación de dos bases policiales en zonas rurales de San José de Uré y Montelíbano.


La petición pública la hizo el defensor de derechos humanos y vocero de la Fundación Cordoberxia, Andrés Chica, al expresar su preocupación por los repetitivos asesinatos de campesinos, algunos de ellos decapitados y sus viviendas incineradas por grupos armados ilegales. Dijo que ya le han planteado a las autoridades que escuadrones móviles de carabineros de la Policía se instalen en los corregimientos de Tierradentro en Montelibano y Versalles en San José de Uré.


Aseguró que el miedo en esas zonas es latente por el asedio de distintos grupos armados ilegales que volvieron a alterar el orden público en la región con el asesinato en Versalles del campesino Juan Luna, a quien luego de cegarle la vida le encendieron su vivienda, mientras su cuerpo quedó tendido en el suelo sin que nadie se atreviera a auxiliar.


Las autoridades realizaron un consejo de seguridad y se limitaron a decir que reforzarán las operaciones, respuestas repetitivas cada vez que ocurren actos criminales en las distintas zonas de Córdoba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *