A solicitud del alcalde, hospital de San Andrés de Sotavento será auditado: Contralor Omar Lozano

A solicitud del alcalde, hospital de San Andrés de Sotavento será auditado: Contralor Omar Lozano

El contralor departamental de Córdoba, Omar Lozano Flórez, reveló que dentro del plan de auditorías que estableció la entidad para este año se encuentra el hospital San Andrés Apostol del municipio de San Andrés de Sotavento, un paciente que ha sido catalogado como “paciente crítico” por presuntos actos de corrupción administrativa.

A solicitud del alcalde Stalin Madrigal y con base en las serias denuncias puestas a la luz pública luego que, una firma especializada auditara las condiciones financieras y administrativas de la ESE, la Contraloría adelantará las acciones pertinentes para establecer oficialmente si hay daño patrimonial y faltas disciplinarias y penales que puedan ser compulsadas a las autoridades competentes.

Sin embargo, Lozano Flórez, pidió paciencia al municipio porque el cronograma de auditorías, en medio de la pandemia, sigue avanzando y espera que antes de concluir el año haya un examen pormenorizado de la situación.

En San Andrés de Sotavento, la actual administración contrató una firma especializada para tener un panorama real de las condiciones financieras y administrativas. El resultado es igual a las condiciones físicas del centro asistencial, totalmente deteriorado y tiene la amenaza de ser intervenido por la Supersalud.

El informe advierte que, no cuenta con una planta de personal que cumpla los objetivos de la institución, las locaciones están en deterioro.

El alcalde, Stalin Madrigal, aseguró que lo recibido de la anterior administración del hospital obliga a que se deba hacer una inversión de más de 2 mil millones de pesos para optimizar la planta física. Ante la necesidad el mandatario local dijo que ordenó a la Secretaría de Infraestructura local iniciar la recuperación del establecimiento.

Falencias:

El manual de funciones del hospital no está acorde con lo establecido en la normatividad vigente.

Está incumpliendo la normatividad nacional que fija las escalas salariales, toda vez que los salarios de sus empleados se venían fijando por encima de los topes máximos establecidos.

No cumple con el Sistema de Gestión de la Seguridad y Salud en el trabajo y la integración de los planes institucionales y estratégicos al Plan de Acción.

Violación de la Ley general de archivos, toda vez que en la ESE no se encuentra implementado el Programa de Gestión Documental de la Entidad.

Se realizaron nombramientos sin el lleno de los requisitos.

No se cumple con el reporte de informes a órganos de control, ni implementa el Modelo Integrado de Planeación y Gestión.

La ESE no cuenta con Plan Estratégico de Tecnologías de la Información (PETI), el software con que cuenta no tiene el debido licenciamiento.

Con esos y otros hallazgos, el reto del actual administrador de San Andrés de Sotavento y el gerente del centro asistencial es salvar a este paciente diagnósticado como crítico por el desorden administrativo, financiero y operacional con el que fue recibido, y a la Contraloría encontrar los posibles responsables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *