¿Cuántas poblaciones están sin autoridad como El Vidrial?

¿Cuántas poblaciones están sin autoridad como El Vidrial?

Bastó que se publicara un video para evidenciar un secreto a voces, que en muchas poblaciones rurales de Montería y Córdoba están sin presencia efectiva de la autoridad, abandonadas institucionalmente y cuando ocurren hechos como el de la vereda El Vidrial, ponemos el grito en cielo.

Para el caso particular que nos ocupa, la usurpación de la autoridad por sujetos armados ilegales que intimidaron a plena luz del día a los asistentes a una fiesta clandestina en una población a escasos minutos de la zona urbana de Montería, nos genera varias reflexiones y serios interrogantes.

¿Cuántas poblaciones en Montería y Córdoba están como El Vidrial?. Solo repasemos los más recientes hechos del sur de Córdoba donde pasa y ha pasado lo mismo, y hasta con peores consecuencias. Allí han asesinado y desplazado comunidades enteras de campesinos e indígenas. Sino revisemos los casos urbanos de Puerto Libertador y San José de Uré, hoy receptores de desplazados, por poner dos ejemplos.

A diferencia de El Vidrial, es que allá no hay videos publicados que evidencien ese fenómeno violento.

Es aquí donde el alcalde de Montería, por el caso de El Vidrial, debiera preguntarle a su Policía y Ejército, ¿cuántos pueblos más están sin presencia efectiva de la autoridad?. Seguramente la respuesta será que ya fue revaluada la instalación de puestos estáticos de la fuerza pública, entonces, ¿cómo garantizan la seguridad ciudadana en la ruralidad?, porque los patrullajes evidentemente no sirvieron, o los delincuentes les conocen sus horarios.

Ese es el verdadero examen que debe exigirse en un consejo de seguridad y se asuman responsabilidades para corregir y no estar reaccionando sobre hechos advertidos.

Desde el año 2017 se alertó por parte de los habitantes de El Vidrial que no se podía salir después de las 5:00PM porque eras presa fácil de asaltos, que había presencia de hombres armados etc. Esto no es nada nuevo.

Estamos en una línea bien delgada donde la ausencia de la autoridad permite el acceso de ilegales y en otros casos que la gente tome la justicia por sus propias manos, que es aún más peligroso, pero allí sí aparecerán todas las autoridades y los del interior a sindicar de ‘paracos’ a los cordobeses.

Que este vergonzoso video, sea quien fuese el responsable, delincuencia común o grupo armado organizado, sirva de espejo para corregir, no para tapar con discursos politiqueros anunciando seguridad, cuando adolecemos de ello.

Es hora de reconocer errores y si hay voluntad, corregirlos.