La administración del Fondo de Adaptación ha logrado ‘destrabar’ 54 proyectos de los 153 que estaban detenidos o con dificultad para su ejecución, cuya inversión es cercana a los 863.000 millones de pesos, lo que representa el 66% de los 1.3 billones de los contratos.

Égar Ortíz Pabón, gerente del Fondo de Adaptación, manifestó su preocupación por las obras paralizadas. “Creamos un micrositio en la página web de la entidad denominado ‘En el Radar”, donde presentamos los proyectos con problemas y vamos mostrando los avances que tenemos y las acciones que tomamos”.

Entre los proyectos y sectores más beneficiados con la reactivación de sus obras son: educación (25 proyectos), acueducto (7), vivienda (7), Jarillón de Cali (5), salud (3), transporte (3), gramalote (1), reactivación económica (1), Canal del Dique (1) y medio ambiente (1).

Además, el gerente precisó que utilizan todas las herramientas que les permita seguir activando los otros proyectos atrasadas como: acciones contractuales sancionarías con fines de caducidad, acciones para imposición de multas y declaratoria de incumplimiento.

El objetivo que busca el Fondo de Adaptación con esta estrategia es que antes de finalizar el próximo año 2020 todos los proyectos restante sean resueltos a la comunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *