“Hubo mala fe y falta de respeto”, dijeron autoridades sanitarias que detuvieron partido Brasil-Argentina

“Hubo mala fe y falta de respeto”, dijeron autoridades sanitarias que detuvieron partido Brasil-Argentina

Alex Machado Campos, directivo de la agencia sanitaria brasilera Anvisa, dijo que hubo mala fe, falta de respeto y abuso en el comportamiento de la selección argentina desde el arribo de la delegación al país.

Sus declaraciones se desprenden tras la suspensión del juego por eliminatorias al Mundial de Catar 2022 entre Brasil y Argentina, el cual se suspendió ayer debido a que cuatro jugadores del conjunto argentino no cumplieron con las restricciones sanitarias impuestas por el Ministerio de Salud de ese país.

Como se recordará, un miembro de Anvisa entró ayer al terreno de juego del estadio el Arena Do Corinthians (ubicado en la ciudad brasileña de Sao Paulo), para notificarle al árbitro del encuentro que cuatro jugadores del conjunto argentino mintieron en el formulario de ingreso al país y por ello debían ser deportados.

Y es que Brasil impuso como medida sanitaria que todas las personas que arribaran de países como Reino Unido deben cumplir con 14 días obligatorios de cuarentena. Y esta norma debían cumplirla los futbolistas Emiliano Martínez, Giovani lo Celso, Cristian Romero y Emiliano Buendía, los tres primeros comenzaron el partido como titulares.

Machado Campos informó que su colega había reportado muchos obstáculos para poder llevar su tarea a cabo, como el vestuario cerrado y distintas acciones que retrasaron su objetivo. Según el director de la Agencia, fue por esos motivos que Yunes Eiras Baptista decidió invadir el campo de juego para hablar directamente con el árbitro.

“En mi opinión, hubo mala fe deliberada, y luego una reiteración de falta de respeto no solo a la agencia, sino a las autoridades de salud del país, a la Secretaría de Salud de San pablo, que actuó en conjunto con Anvisa. Ellos decidieron deliberadamente no cumplir con la cuarentena”, afirmó Machado Campos.

El directivo explicó también que la idea era no detener el juego, sino solamente sacar a los jugadores que incumplieron los protocolos sanitarios.

“El chico mintió (refiriéndose a los futbolistas). Luego va a cuarentena y no la hace. Entra en el juego, desafiando, irrespetando y escalando jugadores. Es un abuso lo que pasó. Lamentablemente terminó con el final del juego, que no era lo que Anvisa quería, Anvisa sólo quería separar a los cuatro jugadores”, dijo Machado Campos.

Agregó que fueron los jugadores de la Selección Argentina quienes tomaron la decisión de no permanecer en el terreno de juego, y eso fue lo que desembocó en la cancelación del encuentro.

De otra parte, la Fifa, máxima rectora del balompié a nivel mundial informó hoy 6 de septiembre a través de un comunicado que “lamenta las escenas que precedieron a la suspensión del partido entre Brasil y Argentina para las eliminatorias de la Conmebol de la Copa Mundial de la FIFA 2022, que impidieron que millones de aficionados disfrutaran de un partido entre dos de las naciones más importantes naciones del mundo”.

Desde Zurich, donde se ubica la sede principal de órgano futbolístico, dijeron también que “Los primeros informes oficiales del partido han sido enviados a la FIFA. Esta información será analizada por los órganos disciplinarios competentes y se tomará una decisión a su debido tiempo”.