La estratificación de los bandidos – La ‘Lista Forbes’ de los corruptos

Por: Toño Sánchez Jr.

Yo no sabía que en Colombia, en especial desde las capitales y distritos donde se maneja el poder de este país, se había hecho una lista al estilo de la ‘Lista Forbes’, que no solo muestra a los más ricos y poderosos, sino que en esta novedosísima selección se presentan como ‘intocables’ a algunos del mundo de la delincuencia y bandidaje en lo público… y también en  lo privado.

Se creía que la ‘selectividad’ en Colombia solo estaba en el Poder Judicial, Procuraduría,  organismos de vigilancia y control, Contraloría y Superintendencias, pero ¡Oh sorpresa! también existe una ‘selectividad’ delincuencial, que revienta en mil pedazos todos los PRINCIPIOS de la Constitución Política, Código Penal Colombiano y Código de Procedimiento Penal. Ahora sí es verdad que no hay duda que en este país el que está preso no es por delincuente, sino por no estar en la ‘Lista Forbes de la Corrupción’. Lista que es elaborada en Bogotá y Antioquia. O en Antioquia y Bogotá.

Yo pensaba que esto que voy a contar era un mal chiste de esquina: En el norte dicen alcoba; en el sur, pieza. En el norte dicen ‘voy para la City’; en el sur, voy pa’ ac centro. En el norte dicen ‘se enredó con un mal procedimiento’ o ‘tuvo un alcance’; en el sur, ‘ratero’. En el norte dicen expendio de carnes; en el sur, carnicería. En el norte dicen cerdo; en el sur, puec co. En la política se llaman entre ellos políticos; pero la mayoría del país, de norte y sur, los conoce como bandidos. 

Bueno, en Bogotá y Antioquia, a los bandidos les dicen ‘mártires’. Y hasta los comparan con los hombres más ejemplarizantes de la humanidad. Y lo hacen porque saben que ellos han construido una Nación de ignorantes, que siempre les votan, ya que los que no lo son, jamás serán la mayoría que evitaría seguir eligiéndolos.

Para eso tienen a medios de comunicación de bolsillo que dan noticias ambiguas, que en vez de generar concientización lo que hacen es confundir a los ciudadanos, para que vean al país en blanco y negro.

Es por eso que en épocas como esta, por ejemplo, salen especies que dicen que los programas asistencialistas, como ‘Familias en Acción’, el más humillante de todos, está en riesgo. Esto enseguida genera ‘movilizaciones’ de la ‘base’ que hace que el Gobierno salga hipócritamente a aplacarlos.

En cuestiones de Delitos Contra la Administración Pública bandido es bandido.  Te robes un contrato, unas bolsas de cemento o beneficies con tus decisiones a unos pocos.

¿Qué es delito? Veamos.

Un diccionario dice: “Acción que va en contra de lo establecido por la ley y que es castigada por ella con una pena grave. Circunstancia de haber cometido una persona una acción contraria a la ley”.

Esta Página Web (Fuente: https://concepto.de/delito/#ixzz5uAI2pZnO) lo define: “Cuando hablamos de un delito o un crimen, hacemos alusión a una conducta social que violenta los códigos de convivencia y legalidad establecidos en la Ley, y que por lo tanto se considera un hecho culpable, imputable, típico y antijurídico, es decir, una acción u omisión contraria a las leyes por las que elegimos regirnos y que por ende amerita un castigo o resarcimiento”.

“El término delito proviene del vocablo latino delinquere, traducible como “abandonar el camino”, ya que un delito de algo que se aparta del sendero contemplado por la Ley para la convivencia pacífica entre los ciudadanos que se acogen a ella. En esa medida, qué cosa es y qué cosa no es un delito se establece en los códigos apropiados del ordenamiento jurídico de cada nación”.

Hay un sujeto en Colombia que decide ser el mejor exponente del llamado ‘efecto Pigmalión’: Andrés Felipe Arias.

Llega al Ministerio de Agricultura y comienza asumir la personalidad de su ‘patrón’, el salgareño que se desempeñaba como Presidente de Colombia en ese momento. Empieza a usar gafas iguales a las de su amo y hasta a hablar idéntico! Razón por la cual los otros ministros decidieron bautizarlo como ‘Uribito’.

El tipo decidió repartir un Fondo llamado Agro Ingreso Seguro, AIS, a los más ricos del país y cercanos al Gobierno de su ‘Patrón’. Al parecer, todos los anteriores ministros lo hicieron (Pero no aportan pruebas de que sea así), lo cierto es que a este se lo cogieron en el ‘pisa y corre’, por lo que es hoy en día un ‘perseguido de la justicia’.

Estados Unidos decide extraditarlo y en ese momento se da la prueba irrefutable de que en Colombia está estratificado el delito. Aquí hay bandidos Estrato 10, que a pesar de estar detenidos gozan de todo tipo de privilegios. Hasta el de no ser esposados o presentados cuando se bajan del avión de donde los extraditaron.

Ustedes en estos días verán un hecho que se viene. Van a extraditar a Camilo Torres Martínez, alias ‘Fritanga’. Vamos a ver si llegará a una terminal de El Dorado donde la prensa no tenga acceso. Y si va a una guarnición militar o se va a lo que llaman comúnmente ‘casa cárcel’.

Bandido es bandido. Así su delito sea de menos pena que otro. Pero una persona condenada por un delito es diferente a los demás ciudadanos del país, le guste o no a los del interior y a sus medios de comunicación.

Cuando uno revisa la lista de beneficiados de AIS uno ve que allí no hay lo que llaman pequeños agricultores. 

Esto demuestra que al Estado colombiano se lo roba y se beneficia de él una camarilla que sabe a dónde llegan los recursos. Ellos llaman a esto eufemísticamente “saber en dónde ponen las garzas”. Que no es otra cosa que saber dónde está el billete para robar.

Hay una característica especial de ciertos delitos, que consiste en “según el delincuente”. Aquí caemos en lo que se conoce como ‘Delito Especial’. Que lo definen como “Lo podría haber cometido sólo alguien en una posición privilegiada, particular o de importancia”. A diferencia del ‘Delito Común’, que “lo podría haber cometido cualquier ciudadano ordinario”.

(Fuente: https://concepto.de/delito/#ixzz5uAIaGDqe).

Este es el único país del mundo donde se violenta el universal derecho de la Igualdad que  reza en el Artículo 13 de la Constitución Política de Colombia: “Todas las personas nacen libres e iguales ante la ley, recibirán la misma protección y trato de las autoridades y gozarán de los mismos derechos, libertades y oportunidades sin ninguna discriminación por razones de sexo, raza, origen nacional o familiar, lengua, religión, opinión política o filosófica”.

Y el Artículo 7° del Código Penal Colombiano dice: “La ley penal se aplicará a las personas sin tener en cuenta consideraciones diferentes a las establecidas en ella…”. 

Este es un país hipócrita y selectivo con respecto a quien aplicarle el Código Penal. 

Cambiemos a Andrés Felipe Arias por Bernardo Elías Vidal (Que dicho sea de paso en Sahagún le metió una de las peores puñaladas traperas a su amigo político ‘Joche’ Tous), qué dijeran los medios del ‘interior’: ¿Gozaría de esa ‘selectividad judicial’?

No hay duda que aquí comparan los delitos para beneficiar a algunos, pero delitos son delitos. Y bandidos son bandidos. Los de las Farc son bandidos y no lo niegan, pero ellos negociaron, bien o mal, con el Estado. Pero ‘Uribito’ es un condenado en la Justicia Ordinaria de Colombia y tiene que responder como lo haría cualquier ciudadano del común. Dicen que Nerón era un hermoso y buen niño.  Pero un día se le dio por empezar a matar moscas. Después mató a la madre. Y por último incendio a Roma. 

A ‘Uribito’ yo le veo una salida rápida. Plantearle a JEP que sus decisiones tuvieron que ver con el conflicto colombiano. La cuestión es que lo demuestre. Le haría un gran aporte al país que dice querer.

Es cierto que hay una gran diferencia entre favorecer a unos millonarios con AIS y secuestrar y asesinar. Pero, alguien me puede decir la diferencia entre delinquir con guantes blancos y guantes negros?

Bandido es bandido, donde lo pongan. Con gafitas o sin gafitas. Con hablaito paisa o sin hablaito paisa. Blanquito o monito. Del CD o por fuera del CD.

Para que Conste. Con todo respeto, haber sido la persona que anuncie a las personas que voy a recibir no es suficiente MÉRITO para ser aspirante a la Gobernación de Córdoba… pero “toda persona que respira tiene derecho a aspirar”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares