Liberales a la Cámara de Representantes, más conjeturas que certezas

Liberales a la Cámara de Representantes, más conjeturas que certezas

Lo único que tiene seguro hoy el partido liberal en Córdoba es: la candidatura de Fabio amín al Senado y de Andrés Calle a la Cámara de Representantes. Ambos tienen credenciales y el derecho propio.

El problema de los rojos pasa por los nombres de mujeres y hombres que deben completar los otros cuatro cupos de la lista para Cámara de Representantes.

Los nombres probables:

Arleth Casado Fernández de López, ex congresista y actualmente concejal de Montería. Está ad portas de renunciar a la Corporación Concejo de Montería para ser candidata a la Cámara.

Su objetivo era Senado, pero las cuentas no cuadraron. Además, espera ser, junto con Andrés Calle, los ungidos del grupo del hoy gobernador de Córdoba y de esa manera alcanzar los dos cupos que máximo podrían alcanzar.

Entonces viene la pregunta, ¿dónde quedan Eduardo Joche Tous y Walter Gómez?.

Tous no le jala a ser relleno de ningún listado y dedicarse solo a sumar. Su posición es participar de la competencia electoral si los ponen de igual a igual, pero eso nunca ocurre. La balanza debe inclinarse por alguien. Además, no está en campaña, como sí lo está, incluso haciendo reuniones con líderes al lado del senador Fabio Amín, el exsecretario de salud de Córdoba, Walter Gómez, cuya aspiración dura hasta que el ‘hombre del sombrero’ lo diga.

Y quedan dos cupos que deben ser para mujeres, las mismas por las que hacen foros, leyes para reivindicarlas y van directo a las casillas de relleno, para cumplir con la norma y no para ser opción de victoria.

Pero esto está muy crudo y vendrán crisis internas, porque hoy, a excepción de Fabio y Calle, los demás son pre y sin nada asegurado.

El líder natural de ese partido debe ser el senador Amín. Si es así, es quien debe poner orden, reunir las partes, tomar decisiones y consolidar el proyecto. Eso de mantener en expectativa a la gente para luego decir, no será posible, termina con deserciones.

Esa crisis es la misma del partido Conservador, que solo tiene seguro la candidatura del actual representante Wadith Manzur, porque el otro que se asomaba era José Luis joche Abdala y fue bloqueado.

Mientras la casa Ordosgoitia baraja nuevos nombres, hoy están acéfalos cuatro cupos en la lista.