Mujeres marroquíes elaboran aceite de argán para la industria de la belleza 

Mujeres marroquíes elaboran aceite de argán para la industria de la belleza 

Conocido  como oro líquido,  el aceite de argán es elaborado a partir del fruto del árbol de argán, cuya apariencia es similar a una aceituna. 
El  árbol  es originario de Marruecos  y posee  una gran resistencia a la escasez de agua, por ello fue declarado como Patrimonio Universal por la UNESCO en 1998. 

Ahora las mujeres en Marruecos  emprenden  haciendo aceite de argán en el oasis de Tiout, cerca de Tarudant (600 kilómetros al sur de Rabat).

La cooperativa Taitmatine ha empleado a 100 mujeres para que produzcan aceite de argán, ofreciéndoles un salario, cuidado infantil gratuito, seguro médico y cursos de alfabetización.

La cooperativa, cuyo nombre en tamazight significa «hermanas», se creó en 2002 y aunque poco a poco la tecnología ha permitido que el trabajo  se acelere un poco más,  las mujeres aún deben quitar las duras cáscaras de los cuencos a mano o machacando con una piedra.

«Se necesitan hasta tres días de molienda para que cada mujer obtenga un litro de aceite de argán», explica Mina Ait Taleb, directora de la cooperativa Taitmatine. 

El aceite de argán ha sido utilizado en cocina como aceite comestible, pero actualmente es mucho más utilizado en la industria de la belleza, es rico en vitamina A y vitamina E, además de contener una gran cantidad de antioxidantes. 

En la piel y el cabello aporta una gran hidratación y no se necesita usar en grandes cantidades   , con tan solo unas cuantas gotas es más que suficiente.