Ojo con los signos y síntomas del cáncer de próstata

El cáncer de próstata, como una gran parte de los tumores malignos, no va a causar ninguna sintomatología perceptible por el paciente en las fases iniciales de la enfermedad. En parte porque el porcentaje más importante de los mismos (70%) se desarrolla en la zona periférica que está lejos de la uretra, con lo que no alterará la micción y porque evolucionan lentamente.

Normalmente, la sintomatología va a presentarse en etapas más avanzadas del proceso. El hecho de que las etapas más tempranas de la enfermedad carezcan frecuentemente de sintomatología, nos hace tener que insistir en la importancia que tiene el diagnóstico precoz del cáncer de próstata.

Los síntomas locales que pueden presentarse en el cáncer de próstata son semejantes a los de la Hiperplasia Benigna de Próstata: Urgencia de orinar (miccional), imperiosidad miccional o incluso pérdida involuntaria de la orina y el aumento de la frecuencia de orinar; además de:

• Necesidad de levantarse a orinar durante el descanso nocturno (Nicturia).
• Orina dolorosa (Disuria).
• Retardo en el inicio de la orina (micción).
• Disminución de la fuerza del chorro al orinar o intermitencia del mismo.
• Retención urinaria.
• Goteo de la orina (posmiccional).
• Sensación de vaciamiento incompleto de la vejiga.
• Emisión de orina o semen sanguinolentos.
• Disminución del volumen del semen eyaculado.
• Disfunción de la erección

Existen algunos síntomas generales como son la pérdida de peso o apetito, dolor óseo en la pelvis y/o espalda, anemia, edemas (hinchazón) en los miembros inferiores e insuficiencia renal que suelen aparecer en los estadios avanzados de la enfermedad. El cáncer de próstata ocupa el segundo lugar en prevalencia seguidos de cáncer del tracto gastrointestinal.

Factores de riesgo:

De los varios factores de riesgo de cáncer de próstata conocidos, los más importantes son la edad, el origen étnico, los factores genéticos y, posiblemente, los factores dietéticos. El cáncer de próstata diagnosticado clínicamente rara vez ocurre antes de los 40 años, pero la incidencia aumenta rápidamente a partir de entonces, alcanzando su punto máximo entre las edades de 65 y 74 años.

El cáncer de próstata es más común en los hombres negros en comparación con los hombres blancos o hispanos, tal vez relacionado con una combinación de factores dietéticos.

admin

admin

Puesto

27 agosto, 2022

Artículos Relacionados